Un equipo único

Un equipo único

17 agosto, 2018 3 Por admin

Día de Inmo83, día de piña.

Llevábamos mucho tiempo queriendo hacerlo pero las agendas no lo permitían. Al final, nos decidimos y pusimos una fecha;  20 de julio de 2018, sorprenderíamos a nuestros consultores y equipo administrativo.

Los días previos a la gran cita Enrique, nuestro gerente, preparó una gimkhana para encontrar pistas sobre qué iba a pasar el 20 de julio. Nuestros consultores corrieron a la pata coja por la oficina, cantaron, dieron vueltas, se rieron… ¡alegraron la oficina!

Llega el día, todos estábamos preparados en la puerta de la oficina, ¿qué pasaría? ¿Qué íbamos a hacer? Enrique parecía tenerlo todo bajo control, sabíamos que iba a ser algo que nos iba a tener a tope hasta las 19h. pero nada, no nos decía nada.

Hasta el consultor más tranquilo y sosegado mostraba cierto nerviosismo o eso queríamos creer ya que aunque el muchacho parezca serio resulta que de sosegado y serio tiene poquito.

La primera pauta concreta a seguir.

“Vamos a comer. Nos vemos en el restaurante Rancho Bonanza”.

Nos montamos en los coches y nos dirigimos a comer todos juntos. Al llegar, estaba esperándonos Enrique con una sonrisilla algo delatadora y a la vez, atemorizante. No sabíamos qué tenía preparado y al sentarnos en la mesa… ¡sorpresa! Teníamos un cluedo de lo más original por no decir algo freak. Los personajes eran Samsagaz  y Gandalf (El Señor de los anillos), Hermione y Lord Voldemort (Harry Potter), Daenerys y Cersei (Juego de tronos) y Yoda (Star Wars). Resultó que Hermione había muerto y su asesino estaba entre los participantes de la mesa. ¿Quién había sido? Teníamos que descubrirlo. Entre tics, toses que eran risas, discusiones sobre la magia, los dragones  malvados y la invisible nariz pasamos la comida.  Resultó que nadie soportaba a Hermione  a pesar de ser una niña dulce y buena, tal vez les comiera la envidia porque quién puede odiar a alguien así (obviamente quien escribe este post fue Hermione y gran fan de Harry Potter).No faltaron las risas y es que todos nos metimos en nuestros papeles.

Con esas caras de buenos que tiene todo el equipo parecía imposible que uno de ellos hubiera matado a Hermione aunque todos querían hacerlo. ¿Por quién apostáis? Ahora mismo, viendo las fotos es claro, no?

Samsagaz-Roberto fue el asesino ayudado por Yoda-Caty. Sí, sí, ellos dos.

 

Después nos esperaba otra sorpresa. Cogimos coche otra vez y fuimos a MEGAZONE LASER GAMES Mallorca. Nos esperaba una batalla campal chicos contra chicas. Las chicas éramos mayoría y pensábamos que eso iría a nuestro favor pero la realidad fue muy distinta.

Tirados por el suelo, haciendo la croqueta, corriendo como si no hubiera un mañana, algún resbalón, alguna caída…así pasamos la tarde. La primera partida aunque las chicas lo intentamos, tenemos que reconocer que nos ganaron justamente. Si se trataba de esconderse y que no te descubrieran, posiblemente, hiciéramos lo contrario pero lo dimos todo por el equipo.  En actitud no hay quien nos gane aunque el equipo de los chicos también se lo tomó muy en serio.  Tan en serio que sus resultados lo demuestran. Desde luego donde ponían el ojo, tiraron “a matar”, ¡qué poquito fallaron y cuántas veces nos “dispararon”! Parecía que hubieran jugado toda la vida, ¡unos cracks más compatibles que las Quelitas con sobrasada! Dispararon desde ángulos que no sabíamos ni que existían, desde las alturas y desde el suelo, escondidos o andando tranquilamente, alguna que otra emboscada pero todo sin perder la sonrisa.

Después de las partidas, necesitábamos retomar fuerzas; un pequeño pero merecidísimo descanso y para acabar, una última actividad de equipo que consistía en decir lo que más nos llamaba la atención de nuestros compañeros, esa cualidad que más te gusta o sorprenda. La realidad es que escuchar a todos los miembros del equipo decir algo bueno de ti nos sirvió para saber que somos un equipo, que nos valoramos y respetamos y que gracias a eso, nos comeremos el mundo. Además, nuestra súper consultora Caty recibió un diploma por su gran trabajo durante este segundo trimestre. ¡Enhorabuena Caty, sigue así campeona!

Como podéis ver, fue un día genial. Un día de seguir afianzando lazos, crecer juntos y saber que remamos todos en la misma dirección.

Aprovechamos este post para dar las gracias.

Gracias:

Enrique por hacer real este equipazo, por tu confianza en todos y cada uno, por orientarnos y sacar lo mejor de nosotros,  por transmitirnos esas ganas de comernos el mundo y cómo hacerlo y  sin dudarlo, por tu paciencia infinita.

Susana por ser el pulmón de Inmo83, porque sin ti estaríamos perdidos, por tu templanza y tranquilidad infinita y por tu dulzura.

Miguel por tus consejos, por  orientarnos y demostrarnos que con esfuerzo todo se consigue. No nos rendiremos.

Caty por esa energía y ese positivismo, por la alegría que nos transmites y por pensar antes en los demás que en ti misma.

Fani por tus ideas alocadas, por esa sonrisa que nunca se borra, por tu constancia en todo lo que te propones que no es poco, por esa fuerza infinita  y por ser una gran compañera.

Rober por tu sensatez y calma, por aportar esa chispa a Inmo83, por ese tesón y empeño sin dejar a un lado esa tranquilidad que te caracteriza.

Gemma porque contigo hemos aprendido nuevas palabras, por hacernos reír y por ser un apoyo para todos los que hemos empezado en Inmo83.

Anabel por tus largos paseos  a pleno sol, por tu alegría, por hacernos las cosas más fáciles y por tu energía contagiosa.

A las nuevas incorporaciones Felip, Flavia, Ina y Marta sabemos que sois muy molones, así nos lo habéis demostrado. Desearos toda la suerte del mundo y por supuesto… ¡Bienvenidos a la familia Inmo83!